Hoy en día, utilizar la nube es lo normal. Gartner calcula que el mercado total de la nube crecerá de los 182 400 millones de dólares en2018 a los 331 200 millones en 2022 a una tasa de crecimiento anual compuesto (TCAC) del 16,1%. No es de extrañar, sobre todo si se tienen en cuenta las ventajas casi inmediatas que reporta: innovación rápida, rutas al mercado nuevas y más directas, y más y mejores formas de captar clientes, satisfacerlos y retenerlos. He aquí los ingredientes más importantes para que una empresa perdure y prospere. 

Sin embargo, y pese al ritmo frenético al que se está adoptando la informática en la nube, en 2018 aumentó la preocupación entre los profesionales de la ciberseguridad: a nueve de cada diez les preocupa la seguridad en la nube, un 11% más con respecto a los resultados del estudio realizado el año anterior. Si los propios profesionales de la seguridad cibernética se muestran cada vez más intranquilos, ¿cómo no deberían sentirse los equipos directivos y demás dirigentes empresariales?